A tiro de piedra: Morena, la sana autocrítica

Por Julian Santiesteban

La crítica debe hacerse a tiempo; no hay que dejarse llevar  por la mala costumbre de criticar sólo después de consumados los hechos

 Mao Tse-Tung

La cuarta transformación republicana tiene enormes deudas con los quintanarroenses, asegura el senador por Morena, José Luis Pech Várguez, quien sin embargo coloca en su sitio a muchos que pretenden  hacerse pasar por apoyadores del actual régimen federal, teniendo las mismas prácticas corruptas del pasado, como el caso del gobierno capitalino de Othón P. Blanco.

En una amplia entrevista con medios de comunicación, el legislador deslinda de entrada a Morena por el mal gobierno othonense, pero va más allá al recalcar que el alcalde, Othoniel Segovia Martínez, ni siquiera fue votado, sino producto de una “herencia” (el gobernante fue colocado como suplente en la planilla de Hernán Pastrana Pastrana, alcalde que falleció recientemente); pero además señaló sin piedad los excesos del ahora alcalde en funciones, quien “estrenó” suburban en días recientes, aunque asegura que “se la prestó un amigazo.”

Al respecto, Pech Várguez, reprobó la acción, recalcando que ha sido el mismo presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, quien ha puesto el ejemplo de austeridad al utilizar otro tipo de vehículos; pero además el actual munícipe “antes andaba en moto”, dice el legislador. Vaya manera de poner en su sitio a Segovia Martínez.

Por cierto, Pech Várguez habló también del desarrollo de la administración pública federal, y reconoció que a nivel de las dependencias existe una enorme resistencia para posibilitar la designación de los nuevos delegados, pues a nivel central hay quienes desean mantener a quienes ya fungen en los cargos, con la clara intención de mantener también “negocios” privados, ante lo cual debe luchar el delegado en Quintana Roo de Programas para el Desarrollo –o super delegado- Arturo Abreu Marín; “la ventaja es que yo si puedo decirlo”, ríe el senador.

Lamentó que por esas resistencias hasta la fecha los programas federales no puedan operar como debieran, y lo peor es que reconoció que no hay fecha posible para que quede resuelto, recalcando que Abreu Marín tiene que luchar prácticamente contra toda la estructura del gobierno federal, porque “ahí adentro siguen los mismos que saben hacer negocio, y la corrupción es que lo que queremos erradicar”, recalcó.

No es esta la primera vez que Pech Várguez habla franco sobre los pendientes de la cuarta transformación republicana, pero además insiste en que hay temas que los que la respuesta por parte de los actores políticos debe ser así de llana, como cuando reconoció que coaligarse con partidos como el Verde Ecologista (PVE) o el del Trabajo (PT), representaba “besar algunos demonios”, pero que era necesario para la construcción de las políticas públicas que hagan llegar los recursos a las entidades.

Así, habrá que ver si en Othón P. Blanco, luego de las críticas de “uno de los suyos” hace que el gobierno tome el rumbo prometido en las campañas de 2018, porque para las de 2019, vaya que representan un lastre.

COMENTARIO MORBOSO

Si acaso Filiberto Martínez Méndez está coordinando alguna campaña, es la de Roxana Lilí Campos Miranda, aspirante a la diputación por el Distrito X, quien sin embargo, inició de la manera más desafortunada su camino a las urnas, atancando abiertamente a la alcaldesa solidarense, Laura Beristain Navarrete, pero “dándose un balazo en el pie”, pues lo que critica de la alcaldesa es un tema común en los once municipios quintanarroenses: la inseguridad, pero además es el tema que mayor atención ha merecido de la administración estatal, a la cual sirvió como consejera jurídica hasta antes de tomar el camino político hace apenas unos meses.

Campos Miranda critica la inseguridad que priva en Solidaridad, pero no reprueba la resistencia de la alcaldesa a integrarse a estrategias estatales como el mando único, pues al hacerlo parecería que le hace el “trabajo sucio” a quien desea golpear a Beristain Navarrete por ello; pero al no hacerlo también deja entrever una clara intencionalidad personal, porque el crimen organizado ha ganado terreno en toda la entidad y Quintana Roo es ya la entidad con más robos del país, pero además ha sido colocado entre las regiones prioritarias para atender por la Guardia Nacional; luego entonces, aunque logró notoriedad, a la candidata le “falla la brújula”, porque sus señalamientos pueden tener “efecto boomerang.”

Por cierto, y volviendo al inicio, al coordinador de las campañas de la coalición integrada por el Partido Acción Nacional (PAN), de la Revolución Democrática (PRD) y Encuentro Social (PES) simplemente no se le ha visto, ¿En verdad rescatarían a Filiberto Martínez Méndez, o “alguien” se arrepintió de última hora? Porque los candidatos oficiales van “cuesta arriba” y, hasta ahora, no se les observan muchas posibilidades de triunfo; así se observa desde aquí, A Tiro de Piedra. Nos leemos en la próxima.